Mi compañera de trabajo

Hace dos aņos aproximadamente me sucedio este relato. Se trata de una
compaņera de trabajo, amiga mia, la cual esta casada, tiene un hijo, pero
esta como le da la gana.

Los hombres no dejan de admirarla ni de decirle
piropos, inclusive si va con su esposo, y la verdad, ella era solo una muy
buena amiga para mi, a pesar de lo buena que estaba, pero era como un
imposible, asi que no trataba de mirarla con deseos, pero no se en que
momento me desperto una pasion que no pude evitarla, bueno como evitarlo??.

Yo tambien soy casado, pero eso no impidio el desear tanto a esta mujer.
Fue asi como se lo hice saber, ella al momento se molesto conmigo, me dijo
que ella tenia su esposo y yo mi esposa y que eso jamas podria ser, pero
era inevitable el sentir esa pasion hacia ella, esos deseos de hacerla mia.

Seguimos siendo amigos, y yo ni corto ni perezoso, aprovechaba cualquier
momento para hacerle insinuaciones y halagos, le regalaba cosas, dulces, la
atendia muy bien, en pocas palabras, estaba conquistandola, a lo que veia
que ella no me decia que no a todos esos regalos y halagos.

Mas de una vez intente besarla, pues siempre nos quedabamos solos en la oficina, pero ella siempre se hacia la dura, la verdad es que eran muchos los hombres que
estaban detras de ella pero todos se estrellaban, pense que yo seria otro
mas de la lista de estrellones hasta que un dia sucedio el milagro.

Yo trabajo como administrador de redes, y ella trabaja de contabilista, un
viernes me dijo que si le podia arreglar el computador que se le habia
daņado, le dije que ese dia iba a ser dificil, pero que el sabado podia
arreglarselo porque tenia que venir a la oficina. Los sabados y domingos no
se trabajan aca, pero yo estaba de guardia y tenia que venir a hacer un
trabajo, asi que ella me dijo que estaba bien, que ella me traia ese sabado
la pc.

Como estaba de guardia, tenia las llaves de la oficina, asi que
ibamos a estar solos. Eran las 11 del sabado cuando ella toco el timbre de
la oficina, el esposo la habia traido hasta alli y se habia ido. Le abri la
puerta y ella se sento mientras yo reparaba su maquina. llevaba puestos
unos pantalones stress marrones ceņidos al cuerpo, que le hacian resaltar
su figura, un culo que cualquier mortal desearia, una blusa marron que
dejaba ver lo bien formados que tenia los senos, unos senos espectaculares,
redondos y grandes, su tamaņo de sosten es de 38.

Al terminar de arreglar el pc, me sente a su lado, para configurar el software, pero era solo una excusa para poder estar cerca de ella, fui calentando el ambiente con
palabras, hasta que llego un momento que no pude aguantar mas y le robe un
beso, ella inmediatamente se aparto y me decia que eso no podia ser, que no
lo volviera a intentar, por contestacion, le tome la mano y la levante,
ella se dejo guiar por mi mano, la lleve hasta una oficina que tenia puerta
y la cual no se veia nada, a pesar que estabamos solos, preferi llevarla a
una oficiana que tuviera cerrojo.

Al traspasar la puerta la cerre y la vi directo a los ojos, ella seguia diciendome que no mientras ya no pudo avanzar mas hacia atras, pues se encontro con el escritorio, ahi aproveché y la abraze, ella trato de zafarse y en ese instante le baje el cierre del
pantalon que lo tenia atras desde su cintura y se lo baje, al unisono yo
tambien baje mientras ella seguia diciendome que no, le aparte su tanguita
y comence a lamerle su coņito que ya para entonces estaba bien humedo, ella
ya no pudo decir mas nada, se limito a dar gemidos de placer, mientras iba
comiendome ese coņo, le iba quitando poco a poco su ropa, sin que ella
opusiera mas resistencia.

Sentia como se estremecia cada vez que pasaba mi lengua por su clitoris, cuando pude quitarle los pantalones por completo, le coloque una de las piernas arriba de una silla mientras ella se sentaba encima del escritorio y colocaba la otra pierna pegada a la pared, me ofrecia completamente su coņo, esa vagina ahogada en jugos, estaba
completamente excitada, y yo no paraba de acariciar y morder con mi lengua
su clitoris y su vagina, pasaba mi lengua desde su clitoris hasta su ano, y
ella vibraba cada vez que lo hacia, poco a poco fue metiendo mis dedos en
su vagina hasta ver como se retorcia del placer, luego, meti mi dedo medio
en su ano, poco a poco, al principio senti que le dolia y trataba de
quitarmelo, pero yo lo sacaba y lo volvia a meter con cuidado.

Llego un
momento en el cual ella no aguanto y me pidio que la penetrara, me pare y
coloque mi pene en la entrada de su coņo, pero no la penetre, sino que
comence a apretarle los pezones y a besarla, rozando con mi pene su vagina,
ella me agarro por la cintura y me apreto, haciendo que mi pene se
introdujera en ella violentamente, ahi comenzamos a hacer el amor de forma
salvaje, ya que para entonces yo estaba tambien muy excitado, le daba unas
embestidas que parecia que la iba a traspasar, y ella me pedia mas y mas,
llego un momento que no pude aguantarme y le dije que iba a acabar, me
saque mi pene y le pedi que se inclinara, ella lo hizo y me agarro mi pene
y comenzo a mamarlo, haciendome acabar, le llene la cara de leche, un poco
se la tomo, aunque la mayoria se la limpio con mi paņuelo que le ofreci
luego, pero aun estabamos muy calientes como para parar, mi pene segui
erguido y con ganas de mas, asi que seguimos besandonos y segui cojiendola
de todas las formas posibles, en la alfombra, encima de los escritorios, en
una silla, hasta que llego un momento en que la tenia en la pocision en 4,
que me ofrecia ese culito y no lo desaproveche, le coloque mi pene en la
entrada de su culo y fui introduciendolo poco a poco, al principio a ella
le dolio, porque era virgen por ahi, y me pidio que no lo hiciera, pero fui
moviendo mis caderas como en circulos mientras la penetraba poco a poco,
hasta que llego un punto que ella sintio placer y me dijo que lo metiera
completo, aunque ya tenia adentro la mitad de mi pene, fui asi como lo meti
completo, le dolio pero luego fue todo placer, que rico es sentir ese culo
apretado, ella tambien se movia de tal forma que a los pocos minutos me
hizo acabar nuevamente, en ese momento la llamo su marido para avisarle que
si ya habia terminado de arreglar el pc porque el estaba afuera esperando,
ya habia hecho sus diligencias.

Nos vestimos y ella salio como si nada,
agarro su maquina y se fue con su esposo, aunque antes tuvo que ir al baņo
a lavarse un poco para quitarse el olor a sexo que nos embriagaba.

Despues de eso estuvimos haciendo lo mismo durante 3 meses, hasta que su
esposo comenzo a sospechar y decidimos dejar todo hasta ahi, hoy en dia
somos muy buenos amigos y nada mas, pero siempre recuerdo esos momentos que
pasamos juntos, inclusive una vez hicimos el amor con la regla y todo, era
tanto lo que nos deseabamos que no le paramos a eso, y estoy seguro que
ella tambien lo recuerda y quien quita que en cualquier momento volvamos a
revivir esos momentos de pasion…..

Leave a Comment